Reseña

Comparte

MECPOST

Me parece increíble que EA se haya decidido por hacer un nuevo Mirror’s Edge considerando la actualidad de la industria en la que las compañías se van a la segura con juegos o franquicias que sean populares. Sin embargo, Catalyst nos demuestra que a veces la voz de la gente es bastante poderosa y que un juego que sienta precedentes en algún momento puede regresar.

Y es que, el primer Mirror’s Edge sí fue un juego que en su momento llamó la atención de la industria en general y del público también por hacer las cosas diferente. Fue un título que se atrevió a utilizar el parkour como mecánica de juego y combate principal en una vista en primera persona. Digamos que el primer Mirror’s Edge se consideraba como un juego de culto y uno muy bueno. Esta nueva entrega sigue el mismo camino, aunque por momentos parece que falló en su evolución.

MECRESENAKRUGER

El regreso de Faith

En Catalyst nos explican los sucesos ocurridos tras la salida de Faith –la protagonista– de la cárcel después de estar en prisión por dos años. Ella pertenece al grupo de “runners (corredores)”, que viven en las alturas de los edificios. La ciudad de cristal llamada Glass está bajo un régimen autoritario en el que los humanos parecen estar esclavizados de alguna forma y vigilados en todo momento. Pero los runners intentarán cambiar esto. A diferencia del primer juego, aquí vemos un lado más profundo de la historia (o al menos eso intentaron), específicamente con Faith y el grupo que lucha contra la seguridad brutal de Kruger y una amenaza mayor que pondría en riesgo a toda la sociedad. Tu misión será impedirlo.

MECRESENAFAITH3

Un mundo más abierto pero que se siente vacío 

Uno de los mayores cambios que vemos en esta nueva entrega es que el mundo en el que se desarrolla es mucho más grande. El sistema de juego te obligará explorar cada rincón y esquina de los tejados para completar todo tipo de misiones. Sin embargo, hay momento en los que este mundo en los rascacielos se siente un tanto vacío en el que tu único enemigo serás tú mismo intentando batir los récords de tiempos de los diferentes retos creados por la comunidad. Además, hay muchas misiones que repiten el camino una y otra vez haciendo de esto algo tedioso. 

MECRESENAFAITHCIUDAD

Si bien la historia principal es más atractiva, la mayor diversión está en la realización de todas las misiones secundarias o trabajos de entrega de paquetes que hay regados por todo el enorme mapa. Es aquí en donde brilla el juego ya que son retos constantes para el jugador en el que debe mejorar su técnica de exploración así como parkour apretando los comandos de los controles adecuadamente para bajarle segundos al marcador y entregar a tiempo cada paquete para recibir a cambio dinero.

mecresenamapa

La función social es otro de los nuevos aspectos de Catalyst. Ahora los usuarios pueden crear eventos o retos. Es decir, marcar tiempos de recorridos dentro del escenario de punto A a B para establecer un nuevo tiempo. Digamos que son retos sociales que en cualquier momento puedes ingresar para establecer o romper marcas. Aquí puedes probar tu verdadero nivel.

Correr y saltar jamás se había sentido tan bien

Creo que la mejor forma de describir Mirror’s Edge: Catalyst es que es un juego simple pero divertido. Sus mecánicas de correr y saltar son la base y todo lo demás es como un extra. La mayor virtud del juego está en el diseño de sus niveles y la ciudad que está en las alturas en la que debes explorar todas las posibilidades de recorridos consiguiendo cada accesorio o como parte de las misiones principales que implican infiltrarse en distintas instalaciones de Kruger. Sin duda, saltar cada obstáculo,  barrerte y realizar cualquier movimiento de parkour fluye perfectamente; pero sí quiero hacer énfasis en que la curva de aprendizaje no es tan sencilla y menos si no jugaste el primero. No sólo tendrás que acostumbrarte y entender los movimientos, el timing preciso para presionar los botones es parte esencial para una óptima experiencia de juego.

rendition1.img

Si bien Catalyst cuenta con una ayuda que te indica el camino a seguir, siempre será mejor que explores por tu cuenta rutas alternativas que podrían ser mejores. Recomiendo que, en algún momento, desactives esta opción o simplemente no la uses. Es una opción.

Combate sin armas, tu cuerpo es tu defensa

Uno de los puntos más flojos de Catalyst es justamente su combate. Aunque entiendo que no es parte esencial, se siente algo muy fácil, por momentos torpe y sobre todo repetitivo. Además, el número de enemigos es corto y la Inteligencia Artificial deja mucho a desear. No es que sea errónea, es que el comportamiento de los soldados es bastante torpe y predecible; son fáciles de eliminar y sus movimientos son muy robotizados. Entiendo que Mirror’s Edge no es un juego que se enfoque en el combate como un elemento principal, pero es claro que aquí pudo hacer mejor las cosas.

MECRESENAFAITHCOMBATE

Las habilidades de Faith

El sistema de progresión del juego implica completar misiones para ganar experiencia, la cual implica la capacidad para desbloquear habilidades que están enfocadas en tres ramas: movimiento, combate y equipamiento. Tendrás mejoras en estos aspectos así como el uso de nueva ropa que pueda soportar más daño pero hay dos mecánicas nuevas fundamentales que se deben mencionar. La primera de ellas es algo llamado “Mag Rope”, que es como un gancho que puede usar Faith para volar de un edifico a otro o cruzar grande distancias como parte de la exploración. El otro es un dispositivo que apaga ventiladores eléctricos para que puedas cruzar un área de un nivel y avanzar.

mecresenahabilidades

El desafío es contigo mismo

Como les decía, la exploración del juego y correr libremente es donde brilla. Genera ese sentimiento de libertad absoluta pero la mayor satisfacción está en sentir que como jugador mejoras en cada momento en tu técnica. Catalyst te obliga a que realices mejores corridas, a que bajes tiempos de los retos y que domines a la perfección el control y realización de la gran gama de movimiento que hay tanto para el combate como para el correcto aterrizaje en los saltos.

Estética minimalista pero con gráficos regulares

Al igual que en la primera entrega, Catalyst mantiene su propuesta estética que va por lo minimalista. Puede que el concepto como tal implique que no sea un juego que sorprenda por la parte gráfica pero es muy evidente el cambio entre los cinemáticos que cuentan con un buen trabajo al del juego. Algunos personajes y texturas se notan lejos de la calidad o estándares que vemos hoy en día y ocasionalmente hay bajas en los cuadros por segundo.

mirrors-edge-1579

Buena música de compañía

En esta área lo hace muy bien el juego. En Catalyst pusieron mucho cuidado en seleccionar una música que es dinámica. Es decir, que se adapta el ritmo y beat de acuerdo a la situación y ayuda a la experiencia en general. Si prestas atención a este detalle, notarás que es muy bueno el trabajo.

Un juego que cae en lo repetitivo

Quizá el mayor defecto de Catalyst es que a pesar de contar con un mundo grande para explorar, si no estás familiarizado con la propuesta rápidamente podrías aburrirte de hacer lo mismo una y otra vez. Es decir, correr y saltar en este juego de plataformas en primera persona no es una experiencia para todos y es importante entenderlo. Además, es claro que el mundo de las alturas se siente vacío en la mayor parte de las veces y puede llegar a ser desgastante ir a un punto del mapa una y otra vez en una sola misión. Aunque puedes desbloquear un “fast travel (viaje rápido/atajo)”, para evitarlo, no debería ser así.

MECRESENAFAITHFPS

Hay otros aspectos que no disfruté del juego en general como el desarrollo de la historia y personajes así como las misiones. En ningún momento sentí esto como algo que realmente le diera un cambio sustancial al juego. La verdad es que Faith no logra el climax de protagonismo que esperabas y se quedan en el papel de una corredora sumamente hábil.

Conclusiones

Mirror’s Edge: Catalyst es un buen juego. Uno simple que puede ser bastante divertido para la gente que jugó el primero y que pedía una nueva entrega. Me queda claro que no es para todo tipo de público. Puede caer en lo repetitivo sí y tiene ciertas fallas en cuestión de gráficos y enemigos pero en cuanto a sus mecánicas como juegos de plataformas y exploración en primera persona es donde más brilla. Es una lástima que en conjunto no logra brindarnos una experiencia más rica en todos los sentidos y se queda como un buen capricho de EA como compañía y para los consumidores.

Score: 7.8 

Comments

comments